La música en el entrenamiento

La música forma una parte esencial en nuestras vidas. ¿Y en el deporte? No hay película de ámbito deportivo que no esté acompañada de una buena banda sonora, algo que ha sido fundamental en el éxito de muchas películas. ¿Quien no se acuerda de la extraordinaria banda sonora de la saga de películas sobre el boxeador Rocky Balboa? Pero hay muchas más y muchas de ellas nos acompañan en nuestros entrenamientos. Pero, ¿realmente nos ayuda la música a rendir más durante nuestros entrenamientos?.

Lo que dice la ciencia

El doctor Costas Karageorghis, experto en psicología deportiva, perteneciente al departamento de Ciencias de la Vida, de la Brunel University, en Londres, dice que se puede pensar en que la música, durante la práctica deportiva, puede considerarse un tipo de droga legal para mejorar el rendimiento. Ha habido, y las habrá en el futuro, muchas investigaciones sobre los efectos de la música, no solo sobre el rendimiento deportivo, sino también sobre nuestro organismo. Por ejemplo, un estudio realizado por investigadores de la Universidad de Maryland (Estados Unidos) en 2008, demostró que el diámetro de los vasos sanguíneos aumentaba hasta un 28% en voluntarios mientras escuchaban sus canciones favoritas. En la antes mencionada Universidad de Brunel, se realizó un amplio estudio con 12.000 deportistas participantes a los que sometieron a ejercicio cardiovascular intenso mientras escuchaban canciones de Queen, Madonna y Red Hot Chilli Peepers. Tras finalizar el estudio se descubrió que la mayoría de participantes había mejorado su rendimiento hasta en un 15% y se encontraban muy satisfechos con el trabajo realizado mientras escuchaban música.

Una de las explicaciones para esto puede encontrarse en deportistas que hacen movimientos repetitivos, como al correr, mejorando su rendimiento cuando consiguen sincronizar estos movimientos con el ritmo de la música que están escuchando. Esto parece explicarse mediante las indicaciones temporales aportadas por la música, que favorecen que el deportista reparta su energía de una forma mucho más eficiente. Otras evidencias científicas que se han encontrado en numerosos estudios sobre la música indican que parece favorecer el aprendizaje, ayuda a disminuir el estrés y nos excita o relaja, según el tipo de música que estemos escuchando. Hasta tal punto nos puede permitir mejorar el rendimiento que en muchas carreras, como en algunas de las maratones más famosas, se ha prohibido correr con música y nos pueden descalificar por ello. En este caso, muchas veces lo que se argumenta es un tema de seguridad, más que de “dopaje emocional”, para prohibir llevar un reproductor de música y otros dispositivos electrónicos. No suele estar prohibido escuchar música en carreras populares, quizás en parte porque es imposible controlar a miles y miles de corredores.

Entrenar con música

Recuerdo las primeras veces que salía a correr, tras años de inactividad. Las primeras carreras eran cortas y duras y salía a correr sin música. Un día decidí, tras ver a varios corredores por la zona donde yo salía con sus auriculares puestos, probar a salir a correr con música. Un antiguo pero funcional reproductor, unos auriculares viejos que tenía por casa y a correr. Ni siquiera tenia un brazalete para alojar el reproductor, así que lo tuve que llevar en la mano, pero hubo un antes y un después de esa pequeña carrera; no he vuelto a salir a correr ni a realizar entrenamiento de fuerza sin el acompañamiento de la música. Es como si te diera una potencia extra, sobre todo en los momentos de mayor dificultad y cansancio. Pero atención, no debemos dejarnos llevar por completo y dejar de prestar atención a lo que tenemos delante. Especialmente peligroso puede ser si vamos en bicicleta, ya que la música puede enmascarar, por ejemplo, el claxon de un vehículo que se aproxima a nosotros, por eso, cuando salgo a entrenar en bicicleta es el único tipo de entrenamiento en el que no suelo llevar música.

Los fabricantes de productos electrónicos hace tiempo que se dieron cuenta del potencial de la música en los entrenamientos y actualmente podemos contar con un extenso abanico de soluciones para que nuestra música siempre esté con nosotros a la hora del esfuerzo. Existen en el mercado auriculares especialmente diseñados que nos permiten escuchar música permitiendo, al mismo tiempo, que podamos escuchar los sonidos del entorno, con lo que aumentamos nuestra seguridad sin renunciar a nuestra música. Auriculares impermeables, sin cables mediante bluetooth, relojes con gps que miden nuestras pulsaciones y al mismo tiempo sirven como reproductores de música y un largo etcétera que podemos encontrar en cualquier distribuidor especializado, como a través de esta Web próximamente.

Mi lista

¿Y con qué entreno yo? A continuación os dejo el listado de la música que utilizo actualmente y de forma habitual en mis entrenamientos, tanto cuando salgo a correr como cuando entreno la fuerza con pesas. Espero que os guste:

De lo mejor para empezar, un gran clásico perteneciente a la banda sonora del boxeador más famoso de todos los tiempos, Rocky Balboa:

Eye Of The Tiger  – Survivor    

Vamos cogiendo ritmo y esta canción nos permite ir aumentándolo, solo nos faltan las escaleras del Museo de Arte de Filadelfia para terminar de emular a Rocky:

Gonna Fly Nowm Rocky Balboa – Bill Conti

https://www.youtube.com/watch?v=TuTOzEYtgzQtij

Un gran tema que te da un buen subidón en los sprints:

Time To Fight – Barei

Mi favorita sin duda, especialmente en su versión larga, que es la que aparece en la película Rocky IV y es la que os pongo aquí. Al escucharla es como si unos cuantos caballos de potencia escondidos se pusieran a galopar con furia:

Hearts On Fire – John Cafferty & The Beaver Brown Band

Un tema que nos ha gustado tanto que se ha convertido en la “sintonía oficial de nuestra empresa”, perfecta para darlo todo en los entrenamientos. Os pasamos el vídeo que hicimos con este tema:

Wolf in Shadow – Paul Lisak

Otro gran tema, esta vez de la conocida película Karate Kid:

The Moment Of Truth – Survivor

Directamente de la película Delta Force, cuyo protagonista es uno de los grandes del cine de acción de todos los tiempos, Chuck Norris, os dejo esta joya,perfecta para tandas largas a buen ritmo:

Delta Force Rescue – Alan Silvestri

Y con el mismo propósito, hacer una tanda larga a buen ritmo, esta otra joya, de la película de Van Damme, Blood Sport:

Finals – Bloodsport Original Soundtrack

Volvemos a Rocky con este gran clásico, ideal para acompañar nuestros entrenameintos:

Training Montage – Vince Dicola

Para seguir empujando fuerte, nada mejor que esta canción de Rocky III:

Pushin – Frank Stallone

Seguimos con la mítica Saga de Rocky con esta canción, que nos recuerda que las salidas fáciles no existen y que entrenar es duro, pero tiene muchas recompensas:

No Easy Way Out – Robert Tepper

Para ganar al final, con esta canción de la película Teen Wolf, del gran Michael J. Fox:

Win In The End – Mark Safan (Teen Wolf)

Un clasicazo para animar nuestros entrenamientos:

Burning Heart – Survivor

De la gran película sobre Fórmula 1, Rush, este temazo para subir el animo en el momento de mayor esfuerzo:

Lost But Won – Hans Zimmer (Rush)

Quizás no seamos inmortales, pero con este tema, nos acercamos algo más mientras seguimos entrenando duro:

Inmortal – Thomas Bergersen

Gran tema para seguir empujando, perteneciente a la banda sonora de la película Aguilas de Acero II:

Chasing The Angels – Mike Reno (Iron Eagles II)

Ya llevamos bastantes minutos de duro entrenamiento, pero tenemos que ir a por ello hasta el final, con esta canción, perteneciente a Rocky V:

Go For It – Joey B. Ellis and Tynetta Hare

Si queremos conseguir algo, hay que ir a por ello y hay que trabajar duro, a lo que nos ayudará esta canción:

Rise Up – Yves Larock

Un tema clásico y animado para la etapa final de nuestro entrenamiento, perteneciente a la banda sonora de la película Hoosiers:

Hoosiers Theme

Ya nos queda poco, pero aun no hemos terminado y hay que llegar al final, porque el ganador se lo queda todo:

Winner Takes It All – Sammy Hagar

Y para que no olvides que gracias a tu esfuerzo eres el mejor, escucha esto:

You Are The Best – Joe Esposito

No retrocedas ni te rindas nunca, sigue empujando fuerte con este tema de una película clásica de las artes marciales con Van Damme, esta vez en el papel del malo, No Retreat No Surrender:

Stand On Your Own – Paul Gilreath (No Retreat No Surrender)

Ya hemos acabo del entrenamiento y nada mejor que este clásico de Queen, un auténtico himno deportivo, para recordarnos que, gracias a nuestro esfuerzo y sacrificio, somos unos campeones:

We Are The Champions – Queen

Y vosotros, ¿qué música escucháis durante vuestros entrenamientos?

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *